www.stone-ideas.com

Reciclaje de piedra natural: Premio a la innovación para Lithoverde, de Alfredo Salvatori

Lithoverde. Foto: Peter Becker

(Octubre 2013) Algo se mueve en el tema del reciclaje de piedra natural. Recientemente, la empresa Alfredo Salvatori ha recibido el premio nacional italiano para innovaci0nes „Premio die Premi“ (Premio de los premios) por su producto Lithoverde. El galardón fue entregado por el presidente Giorgio Napolitano.

Salvatori llegó al mercado el año 2011 con su producto Lithoverde. La idea es sencilla: se toman largas tiras de piedra, procedentes de material desechado tras el corte de los bloques, y se pegan unas con otras. La nueva placa de piedra surgida de este proceso es el material de partida para la construcción, por ejemplo, de un tablero para una mesa.

„Dritto“.

Naturalmente, la cosa no es tan simple. Así, el material adhesivo requiere una producción especial que ya ha recibido el certificado ecológico SCS. Por esta razón, Lithoverde se considera un material completamente natural, compuesto por un 99% de piedra y un 1 % de resina. No obstante, es „ en si una nueva y fascinante piedra“.

La piedra reciclada puede ser de ayuda cuando los constructores de un proyecto quieran solicitar un certificado LEED sobre uso de materiales ecológicos.

Queremos señalar que, de hecho, muchos de los tipos actuales de piedra natural son, por naturaleza, material reciclado. La piedra arenisca era, en su origen, arena procedente de la erosión de antiguas montanas. La piedra caliza se compone de conchas de animales marinos; y el mármol fue alguna vez piedra caliza que emergió desde las profundidades de la tierra, tras ser moldeada por las altas temperaturas y la presión. No obstante, este reciclaje geológico tuvo lugar con el paso del tiempo en la Tierra.

„Dritto“.

A principios de este año, Salvatori presentó su nueva colección de mesas „Dritto“ durante la feria del mueble de Milán. El diseñador Piero Lissoni utilizó para estos muebles diversas variantes de Lithoverde.

Alfredo Salvatori

Fotos: Alfredo Savatori

Por cierto, también se presentó la instalación „A magnificent mistake” (Un error magnífico) del disenador israeli Ron Gilad. El título de cada uno de los objetos era: „Un balanceo“, „Un tejado humeante“, „Una pila de papel“ y „Pisadas“.

Ron Gilad

Ron Gilad: „Un balanceo“.Ron Gilad: „Un tejado humeante“.Ron Gild: „Una pila de papel“.Ron Gilad: „Pisadas“.Ron Gilad.(12.10.2013)